Saltar al contenido

Cómo arreglar el error “El servidor RPC no está disponible” en Windows

Aquellos de ustedes que han estado usando Windows durante algún tiempo pueden haber sido testigos del error “El servidor RPC no está disponible”. Este es uno de los errores más comunes con los que te puedes encontrar mientras usas el sistema operativo Windows y a menudo causa confusión a los usuarios más inexpertos de Windows en cuanto a por qué apareció en primer lugar.
Sin embargo, no debes preocuparte, ya que no se trata de un error grave o peligroso, por lo que todos tus programas y datos están seguros. Lo que RPC significa Remote Procedure Call, que es un método que algunas aplicaciones utilizan para comunicarse con otras aplicaciones que se ejecutan en el mismo ordenador.
Lo que esto significa es que la RPC permite que diferentes procesos se comuniquen entre sí para realizar una tarea.

Funciona de manera similar a la conexión en red en el sentido de que el servidor RPS abrirá un puerto, medirá una respuesta del servicio o servidor de destino, enviará un paquete una vez que se reciba una respuesta y luego transferirá los datos de la tarea al servicio o servidor de destino. Una vez que la tarea está hecha, todo el proceso opera en forma inversa para enviar los datos de vuelta al programa iniciador.
Se ha producido un error en el servidor RPC
Los errores del servidor RPC no son exclusivos del sistema operativo Windows ni de un solo ordenador. El método RPC se utiliza en la mayoría de los sistemas operativos actuales. La causa de un error RPC normalmente se produce en un ordenador, pero la causa puede encontrarse en toda una red. Afortunadamente, en este artículo, veremos ambas posibilidades.

Entonces, ¿qué es exactamente lo que causa un error de “El servidor RPC no está disponible”? Cuando un servicio de su ordenador necesita comunicarse con otro, se pondrá en contacto con el servidor RPC de su ordenador para iniciar el intercambio.
El servidor RPC abrirá algunos puertos para escuchar un mensaje y devolverlo. Si el servidor RPC no recibe una respuesta, no puede escribir en la memoria, no puede abrir un puerto, o simplemente no está disponible, entonces se desencadena el error.
Corrección de errores del servidor RPC
Hay tres maneras de arreglar uno de estos errores en un ordenador con Windows 10. La más común de las tres sería que el servicio RPC ni siquiera se esté ejecutando. Las otras dos, problemas con la red o entradas de registro corruptas, son menos probables pero pueden seguir ocurriendo.
Cuando recibes uno de estos errores, o cualquier error de Windows realmente, lo primero que debes intentar es un reinicio completo. Un reinicio arreglará un problema temporal relacionado con el servidor RPC. Si el reinicio no resuelve el error, deberás sumergirte en una de las siguientes soluciones.
El servicio RPC no funciona
Después de un reinicio, comprueba si el Servicio RPC está causando el problema.
Abra el Administrador de tareas haciendo clic con el botón derecho del ratón en la Barra de tareas y seleccionándolo en la lista.Navegue hasta la pestaña Servicios y luego Abra Servicios.Desplácese hasta el servicio Llamada de procedimiento remoto. Debería estar ejecutándose y configurarse en Automático. Si no lo está, cámbielo. Navegue hasta el Lanzador de Procesos del Servidor DCOM. Esto también debería estar ejecutándose y configurarse en Automático. De nuevo, si los resultados son diferentes, haga los cambios necesarios.

Problemas de la red
Los problemas con TCP o tu cortafuegos pueden hacer que RPC deje de funcionar. Esto es cierto incluso si la llamada se hace internamente en su propio ordenador ya que el servidor RPC sigue utilizando la pila de la red para fines de comunicación.
Despliegue el Panel de Control y seleccione Red e Internet (ver por categorías) o Centro de redes y recursos compartidos (con iconos grandes o pequeños). Si no la tienen, agréguela y haga clic en Aceptar y vuelva a intentar la tarea que causó el error. Si ya están marcados, entonces deberá comprobar su cortafuegos. Seleccione el cortafuegos de Windows en el Panel de control.En el caso de los firewalls de terceros, tendrás que experimentar con la configuración. Debes hacerlo una vez más, pero no cambies nada si se trata de un cortafuegos que has estado usando durante un tiempo. Localiza la Asistencia remota y asegúrate de que está activada para las redes de dominio, privadas y públicas. Luego guarda los cambios que hayas hecho.

Corrupción y complicaciones del registro
Si todo ha ido bien hasta ahora, lo último que puedes ver son las entradas de registro que controlan los servicios de RCP y DCOM para la corrupción. No recomiendo que se manipule el registro, especialmente para los principiantes, así que para estar seguros, vamos a hacer una copia de seguridad del registro antes de meternos en nada.

Introduce regedit en el cuadro de búsqueda de la barra de tareas. Haga clic en Editor del Registro cuando aparezca.Haga clic en Computadora en la ventana del lado izquierdo y abra la pestaña Archivo. Selecciona Exportar en el menú.elige un nombre y una ubicación para el archivo guardado y pulsa el botón Guardar.

Una vez que se haya creado una copia de seguridad de todos los archivos de registro, puede comprobar las entradas de los servicios RPC y DCOM.
Navegue hasta la siguiente clave:
HKEY_LOCAL_MACHINE_SYSTEMNcontrol de corriente de los servicios RpcS
En el panel derecho, haga clic con el botón derecho del ratón en Inicio y luego en Modificar… Establezca el valor en (2).
A continuación, tendrás que navegar hasta las dos teclas siguientes:
HKEY_LOCAL_MACHINE_SYSTEMN-CurrentControlSetNServicesDcomLaunch
HKEY_LOCAL_MACHINE_SYSTEM_CurrentControlSet_Services_RpcEptMapper.
Haz lo mismo con Start como se hizo en el paso anterior.

Contenidos relacionados

No se ha encontrado ninguno

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *